recorrer el arte y perderse entre sus pasillos.

sorprenderse ante las nuevas propuestas y recordar los grandes valores que las fundamentan

el arte en relación con nosotros...

viernes, 24 de septiembre de 2010

TRINIDAD GUEVARA. LA PRIMERA GRAN ACTRIZ RIOPLATENSE

TRINIDAD GUEVARA. LA PRIMERA GRAN ACTRIZ RIOPLATENSE
 Dr  José María del Rey Morató

                                                                               
            Este año  el día del Patrimonio se denomina “Teatro en el Uruguay y sus personalidades” (25-26 de setiembre de 2010). Una de las personalidades homenajeadas es la actriz  Trinidad Guevara.
            Trinidad Guevara nació el 11 de mayo de 1798 en Vila Soriano, en la Banda Oriental del Uruguay. Su padre, Joaquín Ladrón de Guevara, era actor y archivero de la Compañía Cómica de Montevideo, y su madre fue la dama criolla, Dominga Cuevas.
            Trinidad comenzó a actuar en las tablas a los 13 años.
            En 1816 (18) era primera dama de la Compañía de Comedias de Montevideo cuyo director era el poeta Bartolomé Hidalgo (fundador de la lírica gauchesca en el Río de la Plata).


Casa de Comedias, primera sala teatral de Montevideo,
dibujo que representa cómo era alrededor de 1800.



           
            Trinidad fue una mujer que soslayó muchas de las rigideces de la época hacia las mujeres. Se cuenta que solía recitar con mucha gracia y complicidad una seguidilla limeña (estos territorios dependieron durante más de dos siglos de Lima, capital del Virreinato de Perú):
                        No me mires, que miran que nos miramos,
                        Miremos de manera de no mirarnos,
                        No nos miremos y cuando no nos miren,
                        Nos miraremos…
            En ese tiempo vivió una relación sentimental con el joven Manuel Oribe (25), del patriciado montevideano, en ese entonces destacado oficial de las fuerzas de José Artigas. De aquella relación nació Carolina. La niña fue reconocida por Oribe, y Gabriel A. Pereira (que sería presidente en 1856-1860) fue su padrino de bautismo. Oribe fue más tarde segundo jefe de los Treinta  Tres Orientales (1825) y segundo presidente de Uruguay (1834-1838).
            La niña fue criada por la madre de Oribe, doña Francisca Viana de Oribe, madre de Manuel Oribe y luego es adoptada por Agustina Contucci cuando ésta se casa con el caudillo en 1829.
            En 1817 Trinidad (19) entró al elenco del Teatro Coliseo de Buenos Aires y casi enseguida se convirtió en la actriz preferida del público de la capital del Virreinato del Río de la Plata. Fue la mejor actriz del Coliseo en el período 1820-1830.
Desde entonces se la reconoce como la primera gran actriz del teatro argentino.
            Guevara poseía una voz hermosa y se expresaba con una dicción  perfecta. Personalizó un estilo de actuación caracterizado por su manera de humanizar el personaje. Intentaba superar la tendencia a las formas repetidas y estereotipadas de simular los personajes. El estilo de Guevara despertó la atención del público y en general mereció el reconocimiento y aplauso de la platea.
            En su carrera de actriz, Trinidad actuó sobre todo en Buenos Aires y también Chile y en alguna oportunidad regresó para actuar en Uruguay. Alcanzó cuarenta y seis años de actuación teatral. La ciudad de Buenos Aires fue, sin duda, la caja de resonancia que su personalidad artística necesitaba.
            El Ministerio de Cultura de la ciudad de Buenos Aires otorga todos los años los premios de teatro (mejor obra, dirección, puesta en escena, revelación, etc.) con el nombre de “Trinidad Guevara”.



  Dr. José María del Rey Morató   
     Abogado, escritor uruguayo.     

No hay comentarios:

pasen y vean...

Bienvenidos, experimenten, con lo que les entregamos y dejen sus comentarios, pues al fin y al cabo, ustedes ya son parte de este laberinto. Un lugar donde los artistas, las obras y el público, caminamos juntos y nos encontramos en cada rincón, siendo los actores de la cultura de este mundo...